loader

Si te preocupa que el agua de tu casa tenga demasiada concentración de cal y que eso pueda dañar tu salud o la de los tuyos y crees que es posible instalar solamente un descalcificador para toda la casa, estás en lo cierto. Sigue leyendo y descubre cómo hacer que esto sea posible.

Instalar un descalcificador doméstico es la mejor solución que puedes tomar, ya que es la manera más segura de eliminar la cal originada en tu casa. Pero esto no se queda solamente aquí, un descalcificador aplica una tecnología totalmente ecológica que no daña ni modifica el ecosistema, además de que puede convertirse en un gran ahorro para la economía familiar por no tener que comprar botellas de agua mineral.

Un descalcificador doméstico está preparado para proteger toda la instalación de una casa, como las canalizaciones, tuberías, calderas o el calentador sin que se creen residuos de ningún tipo de material.

A día de hoy, el mercado ofrece una gran cantidad de productos y hay que saber elegir bien, nuestro consejo para elegir el mejor descalcificador de agua doméstico consiste en elegir aquel descalcificador que no necesite consumo eléctrico para funcionar, que no funcione con sal y que sea de fácil mantenimiento.

Protege toda tu vivienda y tu cuerpo contra la cal

Para que la lucha contra la cal sea eficaz es importante que el descalcificador que adquiramos sea de calidad y resistente, que no se estropee con facilidad, que no dañe las tuberías y sobre todo, que nos proteja de la cal de una forma segura y económica.

Para ello, como antes adelantamos, usar un descalcificador de agua doméstico que no utilice sal será la mejor opción, ya que son los menos costosos por no usar mantenimiento, no tener que añadir sal ni otros compuestos químicos, no necesitar conexión eléctrica y sobre todo, no tener la necesidad de malgastar muchos litros de agua. Todo esto no sólo será beneficioso para tu economía, sino que el mayor beneficiado será el medio ambiente, el cual no se verá modificado por el uso de este descalcificador.

Además, los beneficios para la salud son extensos. El principal beneficio es evidente, pasaremos de tomar agua con cal a un agua filtrada, de alta calidad, pero este no es el único. Un descalcificador de calidad no cambiará la composición mineral del agua y conseguirá eliminar las partículas que aportan mal sabor, por lo que tendremos un agua rica y de gran calidad.

Ya conoces los motivos por los que decantarse por adquirir un descalcificador doméstico. Puedes solicitar un análisis gratuito del agua de tu hogar y un experto de Instituto de Consumo Energético se pondrá en contacto contigo para comprobar las características del agua de tu casa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.